Escribe aquí lo que estás buscando:

Envíos gratis a partir de 70€ | 685 014 580 Horario 10-14 y 17-20 L-V |info@erotismoysensualidad.com

 

Carl Warner y sus eróticas fotografías

Valle de Carl Warner

Carl Warner y sus eróticas fotografías

Carl Warner y sus eróticas fotografías

Carl Warner es uno de esos fotógrafos que no se limitan a mirar a través del objetivo. Él materializa sus fantasías para luego fotografiarlas.

Me parece una fotografía muy interesante ya que no se limita a fotografiar a una modelo desnuda y hacer un juego de luces y sombras. Él quiere crear paisajes, mundos, universos de carne y huesos.

Que cada parte del cuerpo sea una montaña, una cueva o un acantilado. Busca ese efecto que provoca la piel, que invita a desbordar la imaginación y el erotismo. Por eso me encanta su obra.

Pero Carl Warner no trabaja solamente con cuerpos humanos. En sus obras podemos encontrar materiales como el pan, el chocolate, el pepino,… utilizados para construir aldeas, rascacielos, trenes y un sin fin de cosas más. Mucho tiempo y dedicación debes emplear en fotografías como estas. Además tiene un making off de muchos de sus trabajos y resulta de lo más interesante ver como crea estos pequeños mundos:

Bodyscapes de Carl Warner

Pero desde luego no lo traigo hoy aquí para que aprecies las maravillas que hace con un pepino (aunque seguro que no tiene desperdicio 😉 El cuerpo humano también es moldeado a su antojo para recrear montañas, valles, cuevas,…

Ya me imagino lo delicioso que sería perderse por este mar de carne. Caminar por esas pieles suaves y descubrir sus secretos. De haber sido yo, creo que habría ríos de chocolate líquido y montañas de nata montada cubriendo hermosos pechos pero, he de reconocer, que la piel así al natural no está nada mal.

Los juegos de luces y sombras transforman el paisaje y casi te olvidas de lo bien que se lo debieron de pasar tomando estas foto. Fíjate tú que no he podido encontrar el making-off de estas fotos ¡que lástima! me encantaría ponerle cara a esos torsos desnudos…

Admiro la dedicación que Carl Warner tiene para poder trabajar esos elementos hasta darle la forma y el acabado que estaba en su mente. Algunos mundos son muy curiosos y te aseguro que no te van a dejar indiferente.

Foto de Carl Warner

Los dos picos

Por ejemplo cuando observo esta imagen me parece misteriosa e intrigante. Esos brazos esconden un rostro ¿qué estará pensando?¿qué sentirá al posar así?

Son cuerpos perfectos. Suaves. Sin vello. Cuerpos que invitan a ser acariciados.

Carl Warner y el valle de las barriguitas

El valle de las mujeres reclinadas

La suavidad de la piel. Los huecos del ombligo. Esa curva que termina en el nacimiento de los glúteos.

Carl warner y su fotografía

Los hombres dormidos

Pensé que se trataba de pechos pero, al mirar mejor, me di cuenta que todo eran cabezas y hombros. Formaban un paisaje increíble, abrupto y cálido.

Carl Warner y su caverna abdómenes masculinos

Caverna de abdómenes

La oscuridad de una cueva entre dos hombres musculosos. Sus abdominales, sus axilas y sus ombligos. Pura carne, calor, suavidad.

fotografía de Carl Warner

Valle de rodillas y pantorrillas

La planta del pie diseñada para hacer cosquillas, para ser lamida.

Aquí te he traído parte del trabajo de este gran artista pero aún tiene mucho más en su web tanto si buscas más sobre los cuerpos como si tienes curiosidad por descubrir el resto de materiales con lo que trabaja.

 web de Warner

Ha sido un placer traerte a este gran artista y espero que su arte te haya cautivado igual que a mí.

¿Te atreverías a intentar algo parecido? Aquí te dejo el reto, pero si lo aceptas me encantaría que me lo contaras.

No olvides que puedes compartirlo con tu gente porque siempre es muy curioso observar las reacciones de los demás.

Un abrazo,

Christine Erotic

 

Christine Erotic

Un día busqué un relato erótico y no encontré nada de mi gusto. Me enfadé tanto que empecé a escribir. El camino ha sido largo y lleno de piedras pero no dejaré de trabajar en un portal de erotismo que ayude a las personas a encontrar una sexualidad sana y a disponer de multitud de herramientas para erotizar sus vidas. Creo que vale la pena el esfuerzo.